Patrimonio cultural y su relación con… ¿el terrorismo?

Bueno, reconozco que el título puede llevar a cierta inquietud. Es verdad. Pero lo cierto es que la relación en este caso ha sido muy cercana. Sobre todo después de leer en estos días algunos artículos sobre la noticia de la detención de un marchante de arte por hacer negocios con obras de arte con el Daesh…. ¡Nada más y nada menos!

Suena fuerte, ¿verdad? Os dejo aquí uno de los pomposos titulares:

Desmantelada una red que financiaba a Daesh con la venta en España de mosaicos y sarcófagos expoliados de Libia

No sé cuántas ramificaciones tendría esa red pero lo que parece es eso mismo, un anticuario de Barcelona ha estado haciéndose con piezas arqueológicas sustraídas por el Daesh de las ciudades saqueadas por estos.

Cuanto menos suena extraño. El anticuario utilizaba un comerciante de antigüedades de origen libanés que hacía de enlace entre Barcelona y el Daesh.  La que se ha montado ha sido grande. Y es que cuando entra de por medio un grupo terrorista todo adquiere mucha más trascendencia.

El Patrimonio Cultural como herramienta política…. ¡Y terrorista!

Ya hemos visto alguna vez cómo las fuerzas políticas han utilizado el Patrimonio cultural para apoyar o fortalecer una u otra visión de la Historia, para defender la supremacía de un pueblo sobre otro, para justificar unas medidas controvertidas…

Pero esto es nuevo (al menos la asiduidad con que se hace). El Daesh desde sus primeras acometidas en ciudades históricas se ha dedicado a sembrar el terror y a destruir el Patrimonio histórico representante de la cultura occidental y próximo oriental. Unas cultural que no representan ni cuentan lo que para este grupo terrorista es el mundo real, su cultura, su historia.

Pero no se han dedicado exclusivamente a destruirlo y borrarlo así del mapa. No. A parte de dar un petardazo en Palmira para limpiar los bienes culturales de los “infieles”, confiscan todos esos objetos y bienes de valor cultural que les reporta pingües beneficios en el mercado negro de obras de arte.

El Próximo Oriente. Cuna de civilización… y de conflicto.

Es una verdadera pena que una zona que fue el germen de la civilización occidental como el Próximo Oriente se encuentre constantemente en conflicto y copen las noticias internacionales por cuestiones bélicas.

Cuna de civilización…y de conflictos. No cabe duda de que el Próximo Oriente ha hospedado a ricas y prósperas culturas desde el inicio de la Historia (literalmente), lo que las empujó a enfrentamientos con culturas y civilizaciones colindantes. Y ya ves… por diferentes razones… hasta nuestros días.

Financiación terrorista a través del Patrimonio cultural

Lo del anticuario de Barcelona no es nuevo. Expolio ha habido siempre. Más de lo que desearíamos. De vez en cuando salen noticias en las que se pilla a algún “pitero” con un montante de piezas sustraídas de algún yacimiento arqueológico.  Lo sorprendente en este caso es que sea aquí, cerca de casa y en connivencia con “uno de los nuestros”.

Si no fuera lo suficientemente curioso el caso (por lo extraordinario del tema) la forma con que la policía se puso en la búsqueda lo hace todavía más llamativo.  Un estudiante de arqueología en Bruselas se encontraba buceando en Internet para su trabajo de tesis cuando se topó con unas piezas arqueológicas que le resultaron familiares. Ni corto ni perezoso, decidió ponerlo en conocimiento de la policía que empezó a tirar del hilo hasta desmantelar toda la trama.

Este anticuario presuntamente se hacía con obras de arte que el Daesh previamente había expoliado de los territorios que saqueaba y las vendía en el mercado negro. El dinero del negocio resulta que servía para financiar al grupo terrorista.

Según la policía, se trata “del primer caso en el que se consigue demostrar una relación directa entre el tráfico y la financiación del terrorismo islámico”. Todo golpe al expolio, pertenezca este donde sea, es bienvenido.

 

Entradas relacionadas

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.