Tipos de Yacimientos Arqueológicos

Ya hemos visto en este blog el concepto de Patrimonio Arqueológico. Contrario a lo que puede ser una idea generalizada, no sólo los yacimientos arqueológicos forman parte del Patrimonio arqueológico. No obstante, éstos, los yacimientos me refiero, son un elemento inconfundible por el impacto visual en el visitante y la influencia mediática que producen.

Seguro que si te dijera que te imaginaras un yacimiento arqueológico te vyacimiento arqueológicoendría a la mente ese que hay cerca de tu casa, en tu propia ciudad o algún otro que hayas visitado hace poco. Probablemente el que te imagines, tendrá sus restos de edificios, con sus paneles explicativos de lo que sucedió ahí hace miles de años, estaría vallado, y sería visitable.

Pero hay diferentes tipos de yacimientos arqueológicos. Pese a que el que te acabo de describir, que seguro se aproxima al que te ha llegado a la memoria, es el más conocido contamos con otro tipo de yacimientos que son igual de interesantes a estos más habituales. ¿Los vemos?

Qué yacimientos arqueológicos podemos encontrarnos

Yacimiento musealizado:

Se trata de un sitio arqueológico puesto en valor y delimitado, parcialmente reconstruido y con un itinerario marcado y señalizado para permitir la visita con información sobre el propio yacimiento arqueológico.

Este tipo de yacimientos musealizados suelen ser otorgados con la distinción de BIC por su interés científico y divulgativo. Suelen tener gran aceptación por parte del público en general y tener un buen estado de conservación. Un claro ejemplo de este tipo de yacimiento es el de L’Alcudia de Elche que cuenta con un centro de interpretación y un museo recién estrenado integrados dentro de la propia ciudad romana de Illici. Un yacimiento espectacular por la cantidad de restos arqueológicos y el estado en que se encuentran. Lalcudia-de-Elche

Como características de este tipo de yacimientos, las que he comentado: un centro de interpretación y/o un museo con carácter didáctico, e integrado en el propio yacimiento. A mi modo de ver, son el tipo de yacimiento más instructivo e ilustrativo. A fin de cuentas, es donde tienes los restos y donde te los explican.

Parques arqueológicos:

En algunas comunidades autónomas se le define como Parque cultural, mezcla generalmente elementos de interés cultural y valores naturales como fauna o vegetación característicos del entorno. Esta combinación responde a un tipo de ocio que busca cultura en un ambiente natural de gran valor. Es decir que aúna patrimonio cultural y natural.

Estos parques arqueológicos ofrecen, por tanto, algo más a parte del propio yacimiento arqueológico como valor. Y esta es la principal diferencia con el yacimiento musealizado. El entorno donde se ubica y dotado de infraestructuras para su visita.

segobriga

En la mayoría de parques arqueológicos podemos encontrar un centro de visitantes, un museo o centro de investigación donde aparecen expuestas piezas arqueológicas originales del propio parque arqueológico, recursos divulgativos con rutas señalizadas, áreas de descanso, miradores, etc.

Por tanto podemos tener en cuenta tres factores para considerar un yacimiento arqueológico como parque:

  • Interacción entre el yacimiento y su entorno (microentorno).
  • Interacción entre el parque y su entorno en el medio (macroentorno).
  • Incidencia social del proyecto. Si tiene cierta aceptación por parte de los vecinos o turistas.

Centros de interpretación:

Estos centros son lugares específicos dentro de un parque natural o cultural que pueden considerarse museos. Lo más característico de este tipo de centros es que se centran principalmente en la interpretación con diferentes herramientas divulgativas y didácticas enfocadas a un público heterogéneo con el fin de ofrecer un mensaje lo más claro y atractivo posible. Todo enfocado a la enseñanza y la didáctica del pasado.

Arqueódromos:

Este tipo de complejos son, para decirlo de manera sencilla, parques arqueológicos sin arqueología. ¿Qué quiere decir esto? Pues que en el recinto se muestran elementos arqueológicos pero sin verdaderos vestigios. Se trata en realidad de reconstrucciones de poblados o edificios de diferentes épocas.

arqueodromo

Tiene gran similitud con el ecomuseo, un museo etnológico donde se conservan vivas las tradiciones. En el caso de los Arqueódromos, lo que se intenta mantener vivo a través de las reproducciones son cosas del pasado. Además, algunos muestran cómo se trabaja en arqueología, como el arqueódromo de la Universidad de Cordoba.

Rutas arqueológicas:

Las rutas arqueológicas son itinerarios señalizados a lo largo de un camino que junta diferentes puntos geográficos ofreciendo una muestra de elementos variados de tipo cultural, concretamente de tipo arqueológico y que suele tener cierto carácter temático, centrado en una época determinada.

yacimiento arqueológico de Baelo ClaudiaLas rutas arqueológicas son muy recurrentes para el turismo cultural y de hecho hay centenares de ellas por toda España. Sin embargo, creo que se les podría sacar mucho más provecho si se invirtiera más en su divulgación y patrocinio.

Todos estos tipos de yacimientos forman lo que es el Patrimonio Arqueológico. En ocasiones es difícil diferenciar entre un tipo y otro pero lo que es cierto es que siempre tenemos arqueología. Depende luego del tipo de visitante y de la experiencia que se busca a la hora de visitar uno de estos recintos.

¿Tienes planes para el fin de semana? ¿Por qué no ir a uno de estos centros culturales? En bici, andando, con la familia, a solas…. Las opciones son tantas como los gustos 🙂 

Entradas relacionadas

% Comentarios (1)

[…] Artículo del arqueólogo Adrián Carretón. […]

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.