¿Qué significo el consumo de carne para la evolución humana?

A dia de hoy sigue siendo complicado definir al ser humano. Cuando estudiamos nuestro pasado y el origen de nuestra especie debemos marcarnos un punto de partida. Y no me refiero a “¡desde ahora hacia atrás!”. No. Quiero decir que debemos definir lo que entendemos por ser humano para así tener una referencia de lo que buscamos en el pasado y los restos de nuestros antepasados.

Aunque no lo creas, no es tan sencillo.

historia de la humanidad

.

Qué es el ser humano

Está claro que nos diferenciamos del resto de animales por una serie de características que, en definitiva, nos hace humanos. Sin dejar de ser animales en nuestra más profunda esencia, somos seres racionales que nos comunicamos entre nosotros y nos transmitimos la cultura y el conocimiento de generación en generación.

Dentro de estas diferencias, con respecto al resto de especies que nosotros las catalogamos como humanas, se encuentran de tipo psicomotor, psicológico y social. Es decir, la manera en que nos movemos, nuestro desarrollo cognitivo (nuestro desarrollo de pensamiento) y nuestra compleja estructura social y cultural.

[Tweet “Antes de concluir el origen de la humanidad, debemos definir lo que entendemos por humanidad. “]

.

Qué fue lo que marcó la diferencia

Sin embargo, esto no es suficiente. Si queremos algún día señalar con el dedo y mirar de frente a los restos de nuestro “eslabón perdido” tenemos que esforzarnos en encontrar una respuesta a algunas preguntas:

¿Qué somos realmente?

¿Qué es lo que marcó la diferencia y nos hizo como somos?

¿El bipedismo? ¿El habla? ¿La elaboración de herramientas? ¿La dieta?

.

talla de piedraA veces he reflexionado sobre estas cuestiones. Y si es cierto que cada una de ellas es muy peculiar en el ser humano, pero algunas como la elaboración de herramientas no es totalmente una actividad exclusiva del ser humano. Algunas especies de monos elaboran herramientas muy rudimentarias pero les facilita la fuente de alimentación. No obstante, no se puede negar que la modificación de ciertos materiales para otorgarles una utilidad concreta significó un antes y un después en el modo de vida de los primeros homínidos.

Piensa por un momento lo que pudo suponer la elaboración de las primeras herramientas en las sociedades de homínidos de hace 2’5 millones de años. Una serie de objetos muy rudimentarios que les permitían adatarse mejor al agresivo medio en que vivían y conseguir una mejor explotación de recursos alimenticios.

La alimentación

Esto también fue un punto de inflexión en nuestro desarrollo evolutivo. No cabe la menor duda. De hecho, hace unos días leí una noticia en la fantástica sección de ciencia del ABC, en la que se hacían eco de una investigación que venía a concluir que la introducción de carne en la dieta de los primeros homínidos les permitió evolucionar y desarrollar habilidades determinantes para adaptarse al medio.

.

La carne ¿marca de diferencia?

consumo de carneNo lo sé la verdad. No sé si es así. Supongo que tendrá sus lecturas diferentes. Pero quizás el consumo de carne en grupos de homínidos con escasos recursos y pocas fuentes de alimentación, la introducción en el consumo de carne les permitía adquirir grandes cantidades de energía y así poder dedicarse a otros menesteres más allá de conseguir alimento.

Este estudio al que hago referencia, que se publicó en la revista «Nature», propone que la introducción de carne y el uso de herramientas hizo que la fisionomía de los homínidos cambiara, acortando los rostros y reduciendo el tamaño de los dientes. Ambos aspectos que con el paso del tiempo permitió el desarrollo del habla. Una teoría un tanto arriesgada puesto que las evidencias para estudiar estos acontecimientos de hace más de 2’5 millones de años son realmente escasas.

Según los investigadores de esta teoría, la introducción de la carne en la dieta de forma habitual coincidió con la aparición de las primeras herramientas hace unos 2’5 millones de años. Esto pudo significar que las herramientas facilitaran la adquisición de carne y permitiera un consumo mayor ya que facilitaría el corte y reduciría la masticación considerablemente. No obstante, tengo mis dudas que esto supusiera una diferencia tal que hiciera cambiar la fisionomía del homo erectus a largo plazo.

Sin embargo, yo pienso otra teoría que va ligada a esta misma.

¿No sería que la elaboración de herramientas industria olduvaiensey el consumo más habitual de carne permitiera un desarrollo cognitivo tal que llevara a estos homo a desarrollar determinadas capacidades?

El aporte de proteínas de la carne en una época en que los recursos alimenticios no estaban asegurados para ninguna especie, quizás supusiera un aporte de energía que les permitía invertir más tiempo en la elaboración de mejores herramientas y mejores estrategias de caza.

Pero en fin. El caso es que conforme pasan los años y se suceden las investigaciones, cada vez conocemos más. Y a pesar de eso, me da la impresión que para lo único que sirve es para confirmar lo poco que sabemos realmente de nuestro pasado.

Entradas relacionadas

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.